Crónicas‎ > ‎

Ruta 20 de Agosto. Sofocante calor...

publicado a la‎(s)‎ 21 ago. 2011 9:30 por Jesús Palomar Lucas
Ya a las 9:30 de la mañana hacía un calor sofocante en nuestros pinares Sorianos, el cual fue a más durante el resto de la ruta. Esta fue la tónica que marcó la salida de hoy. Un calor al que ninguno de nosotros estamos acostumbrados, y que tuvimos que soportar.
Numeroso era el grupo que salíamos desde la plaza esta mañana con tres nuevas incorporaciones, cuando llegábamos a la altura de la estación de Navaleno y comienzan a sonar los teléfonos. ¿Quien será? Era Rafa, que junto a Dani, querían unirse al grupo y llegaban tarde. Tras la espera en la estación y soportar la incómoda compañía de los tábanos, reanudamos la marcha siendo un grupo de 16 bikers.
El ritmo es tranquilo, ya que con este calor no era plan de ir dando caña desde el principio, y prácticamente en pelotón comenzamos la subida por senda-camino de pinocha por la junta de los tres valles, que en sus últimas rampas se hacía realmente muy dura, rompiendo el grupo totalmente. Tras el reagrupamiento en la calle de Navaleno-Casarejos, tomamos una bajada muy técnica entre fuertes rieras que parecían embudos que nos llevaría a la peña el águila, donde toca tramo de rodar, alternando continuos toboganes que nos llevarías por el vallejo de la laguna, hasta el puente que se mató José, donde tomamos un tramo del GR 86 con una fuerte subida con muy mal piso que cada uno hizo como mejor pudo. Casi en el alto, nos desviamos para hacer una rapidísima bajada entre zona de rocas y terreno blando hasta la cruz de piedra. Ahora tocaba un tramito de senda por la vía para de nuevo adentrarnos en el pinar por una senda-camino, en donde tuvimos la avería del día. Humberto, asiduo a los pinchazos, hace gala de su puntería y nos da un respiro para tomarnos un avituallamiento sólido y respiro general. Ya en San Leonardo, recargamos bidones y camelbaks con agua fresquita, porque la verdad es que parecía que se evaporaba de tanto calor que hacía.
Tras el paso del numeroso grupo por San Leonardo, tomamos una preciosa senda PR, por el camino San Roque que nos llevaría al camino de la laguna para casi caer a Vadillo. A esas horas ya el calor era sofocante. Todos íbamos buscando las sombras de los pinos, y el paso de los kilómetros ya iba haciendo mella en el grupo y tras los cruces que teníamos por el camino real y la senda del barranco los reagrupamiento eran continuos. Ya en la base de Otero mayor y con la ruta ya casi concluida, llegaba tramo de bajada para recuperar hasta Vallejondo, donde tras la corta subida a valdelahorca y bajada a Robellanos, tomamos la senda que lleva a la subida a la tenada matarrulla, donde nos desviamos ya hacia el final de la ruta de hoy, por la ya bautizada por todos "Senda del Cabrerizo" ya que él fue quien nos la enseñó. Como siempre, pero un número superior a otros días, nos apretamos unos cuantos porrones en el Maño para recuperar líquidos.
 
 
 
                     El grupo en pleno esfuerzo
 
 
            Entre cinco la sostenían y ella sóla se tenía
 
 
                  Foto del numeroso grupo de hoy
 
 
 
 
Comments